“MEDIDAS DE PREVENCIÓN Y PROTECCIÓN PARA EVITAR ADQUIRIR O TRANSMITIR INFECCIONES CRUZADAS EN EL CONSULTORIO DENTAL”.

 

AUTORES: Chávez Soto Paz; García Gutiérrez Claudia; Gómez Aguirre Francisco; Muñoz Garduño Ricardo; Sánchez Meza Marco Antonio;

ASESORAS: C. D. López Méndez Sonia, C. D. Rodríguez Trinidad. Iris De Los Ángeles

 

RESUMEN.

Las infecciones cruzadas pueden ser provocadas por microorganismos de  cualquier especie (bacterias, virus, hongos, etc.); es por ello que cualquier medida  que se adopte  para evitar su diseminación dentro del consultorio dental, no basta.

Es de suma importancia que el odontólogo conozca y aplique los procedimientos adecuados de esterilización , así  como el uso sin menosprecio de las barreras de protección  y prevención de  infecciones cruzadas.

Lo anterior reviste especial importancia en la odontología debido a que los  procedimientos, implican el manejo de secreciones (sangre, saliva) a diario y por lo tanto  el riesgo de un posible contagio siempre está presente.

 El   propósito de esta investigación es conocer si el Cirujano Dentista emplea las medidas preventivas y protectoras para evitar adquirir o transmitir infecciones cruzadas; así como, saber cuáles son las más utilizadas por el dentista.

 

INTRODUCCIÓN  

Los microorganismos, seres vivos microscópicos, existen en todos los ambientes del planeta, el mismo humano los contiene en cantidades millonarias (piel, boca, vías respiratorias superiores, intestino, vagina, etc.) de donde pueden ser transmitidos fácilmente a los alimentos, agua, objetos y por supuesto a otros humanos(6). La mayoría de los microorganismos  son benéficos para el hombre, no obstante algunos de ellos le causan enfermedades devastadoras como: SIDA, hepatitis, tuberculosis, parotiditis, influenza, rubéola, tétanos, etc.(5).

A partir de la década de los 80´s debido a la gran difusión  que se realizó por la aparición del SIDA, se han tomado diversas precauciones  y medidas que eviten la transmisión de está y otras enfermedades de origen infeccioso(3). Se sabe que el SIDA no es la única enfermedad infecciosa, existen diversas enfermedades que presentan mayor riesgo de transmisión que el VIH, tal es el caso de la hepatitis, el herpes, entre  otras; que en muchos casos no se tienen en cuenta pero que afectan de cualquier  manera al organismo(6).

 

FASES DE LA ENFERMEDAD INFECCIOSA

Período de Incubación: El agente infeccioso está ya en el organismo del huésped, pero aún no le ocasiona signos ni síntomas de enfermedad.

Período de Enfermedad: Durante dicha fase se inicia, en forma brusca o paulatina, los síntomas de la enfermedad; esto es, la reacción del organismo ante el patógeno es aparente.

Período de Convalecencia: En este período el organismo elimina los patógenos y se reparan los deterioros sufridos(2). 

En la práctica odontológica se deben adoptar medidas protectoras para prevenir el contagio de enfermedades infectocontagiosas tanto para el odontólogo como para el paciente, las cuales están establecidas en la NOM-013-SSA,1999, en sus apartados del 7.3 al 7.3.11 y que establecen lo siguiente:. Se debe generalizar el uso de bata, guantes y aguja desechables para cada paciente así como cartuchos de anestesia nuevos, cubre bocas careta o lentes protectores, desinfectar las impresiones, y/o material y equipo antes de mandarlo al técnico, las secreciones deben desecharse en el drenaje, el material punzocortante debe desecharse en contenedores rígidos, impenetrables irrompibles y con la leyenda “material potencialmente infectante”. Se debe realizar el lavado de manos con agua potable, jabón líquido, soluciones antisépticas y secar con toallas desechables o secador de aire, antes de colocarse los guantes e inmediatamente al retirarlos (1).

Finalmente la mejor manera de controlar  las infecciones cruzadas en el consultorio dental es evitar su diseminación en el mismo, mediante la esterilización  de todo el instrumental, material y equipo que penetra tejidos blandos o duros y que se contamina con sangre, saliva u otros fluidos corporales. Se recomienda contar con el esquema básico de vacunación.

 

OBJETIVOS.

Conocer si los C. D.  emplean las medidas  preventivas y protectoras necesarias para evitar adquirir o transmitir infecciones cruzadas que establece la NOM-013-SSA, 1999.

Saber que medidas preventivas y de protección conocen los C. D.

Conocer las medidas preventivas y de protección más utilizadas por los C. D.

 

PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA

¿Los C. D. de la Delegación G.A.M. conocen y aplican realmente las medidas de prevención y protección que establece como reglamentarias la Norma Oficial Mexicana NOM-013-SSA, 1999, así como el procedimiento a seguir en caso de un posible contagio?

 

MATERIAL Y METODOS.

Es importante conocer  hasta que punto los odontólogos que realizan su práctica clínica, cuentan con la información básica acerca de las medidas necesarias para  evitar adquirir y transmitir  infecciones cruzadas. Para determinar lo anterior se tomó una muestra de  191 odontólogos activos que laboran en la Delegación Gustavo A. Madero en el año 2003.

El tipo de estudio realizado es descriptivo y prospectivo.

Se incluirán a los C. D. que tengan consultorio o realicen su práctica clínica dentro de la Delegación Gustavo A. Madero y a  todos aquellos Cirujanos Dentistas que tengan la disponibilidad de tiempo y espacio para contestar adecuadamente el cuestionario que se tiene previsto.

De manera análoga se excluirán a los  C. D. que tengan su consultorio ó realicen su práctica clínica  fuera de la Delegación  Gustavo A. Madero, así como a,  los C. D. que no muestren interés en responder el cuestionario, o  a aquellos que no proporcionen  información suficiente por cualquier razón (falta de tiempo,  etc.).

A cada odontólogo se le aplicó una encuesta,  para conocer los aspectos generales que posee acerca de  las infecciones cruzadas, que se mencionan en la NOM-013-SSA2-1999; haciendo especial énfasis en las medidas preventivas y protectoras que toman en su práctica clínica, durante el manejo del paciente, de los instrumentos y los materiales. Asimismo, se mencionan las principales características de dichas infecciones y se exponen algunas recomendaciones para un adecuado y seguro tratamiento del paciente en el consultorio.

 

RESULTADOS:

El análisis estadístico de las encuestas muestra los siguientes resultados: La mayoría de los Cirujanos Dentistas que fueron encuestados provienen  de la UNAM (49%), en segundo lugar se encuentran los egresados de la UAM (28%), y en tercer lugar los de IPN (10%), y el porcentaje restante lo aportan otras instituciones.

Se encontró que un 42.9% de los Dentistas no realiza Historia Clínica a sus pacientes, no tomando en cuenta la importancia y los riesgos que esto implica.

En cuanto a las barreras de protección que establece como reglamentarias la Norma Oficial Mexicana los resultados demuestran el empleo óptimo de las mismas en la mayoría de los    Cirujanos Dentistas  encuestados.

En general los resultados indican el empleo inconstante por parte de los C. D. Medidas de Protección y Prevención para evitar adquirir o transmitir infecciones cruzadas, no obstante algunos no lo llevan a cabo en su práctica general.

 

En la siguiente tabla se muestran las medidas de protección que utilizan los odontólogos de la Del. Gustavo A. Madero.

Pregunta

Si

No

A veces

Realización historia clínica

37.6%

42.9%

19.5%

Utilización de bata

87.7%

8.7%

3.6%

Utilización de cubre bocas

84.8%

10.4%

4.8%

Utilización de careta o lentes protectores

65.9%

20.9%

13.2%

Fuente: encuestas realizadas a C. D. en la Del. GAM, en los meses de Octubre a Noviembre del 2003.

A continuación se presentan algunas graficas de los datos obtenidos de la encuesta aplicada a los C. D. de la Del. Gustavo A. Madero.

Fuente: encuestas realizadas a C. D. en la Del. GAM, en los meses de Octubre a Noviembre del 2003.

 

 

Fuente: encuestas realizadas a C. D. en la Del. GAM, en los meses de Octubre a Noviembre del 2003.

 

 

La siguiente tabla muestra la utilización de guantes de acuerdo al procedimiento odontológico.

PROCEDIMIENTO ODONTOLÓGICO

PORCENTAJE

Cirugía

98%

Operatoria

90%

Exodoncia

80%

Profilaxis

58%

Ortodoncia

29%

Prótesis

17%

Prostodoncia

5%

Fuente: encuestas realizadas a C. D. en la Del. GAM, en los meses de Octubre a Noviembre del 2003.

 

 

DISCUSIÓN:

Es importante señalar que los odontólogos teniendo el conocimiento acerca de las enfermedades infectocontagiosas y de los riesgos de adquirir o transmitir infecciones cruzadas, no empleen  de manera constante las medidas de protección y prevención, demostrando así una falta de conciencia de su parte.

 

CONCLUSIONES:

Los C. D. de la Del. Gustavo A. Madero, aún contando con la información de las  enfermedades infectocontagiosas y las medidas de protección y prevención  para evitar adquirir o transmitir infecciones cruzadas, tienden a no emplearlas de manera constante. En cuanto a apartados tales como el procedimiento a seguir en caso de un posible contagio,  cabe la necesidad de recalcar una mayor difusión en la información sobre lo que establece la Norma Oficial Mexicana  NOM-013 en el apartado 7.3 que establece las medidas básicas de prevención de riesgos en los establecimientos y personal de salud acerca de los procedimientos a seguir en caso de un posible contagio y la importancia de contar con un cuadro de inmunización completo.

El estudio realizado favorece aspectos de interés general, tanto pueden aplicarse hacia la formación de los nuevos profesionistas enfatizando las fallas y los aciertos observados, así como para censos elaborados por instituciones de salud y para dar a conocer a los C. D. las fallas que aún se cometen para así erradicarlas y estar al tanto de cómo crear una mejor cultura de la prevención y protección dando así confianza a los pacientes y sobre todo una atención óptima

REFERENCIAS

1-Secretaria de Salud Norma oficial mexicana  NOM-013-SSA2-1999.

2- Conasida, Guía para la atención médica de pacientes con infección por VIH/SIDA en consulta externa y hospitales, Conasida 2000.

3-Fineberg H.V. El impacto del SIDA sobre el Sistema de atención a la Salud Pública Mexicana. 1999.

4-Aguirre M.A. Sánchez P.L. Acosta G.E. Verificación Biológica de los ciclos de esterilización. A.D.M. 1999.

5-Arredondo, G.J.L. y J.E. Calderón. Conceptos Clínicos de Infectología.12ª. ed. México, Méndez Editores,1999

6-Murray, P.,W. Drew, G. Kobayashi y J. Tompson. Microbiología médica. Barcelona, C.V. Mosby Co., 1998.

7-http//www.buenasalud.com.mx

.8-Izazola, José Antonio, El SIDA en América Latina una visión multidisciplinaria. FUNSALUD, 1999

9- Infecciones oportunistas en personas con VIH/SIDA (informe especial), En Boletín de la Of. Sanitaria Panamericana Vol. 132,1999

10- ONUSIDA, Las repercusiones de los tratamientos antirretrovirales. Unión Consultiva Informal, Ginebra, 2000

2000.